Un instituto de Tarragona compite en Londres con un coche eléctrico autoconstruido


El vehículo Eleco, confeccionado por alumnos de diferentes cursos de FP del IES Pere Martell, participará en la Shell Eco-Marathon a finales de junio.

La criatura del IES Pere Martell de Tarragona tiene cerca de tres años, es eléctrico, funciona con baterías y hace dos años que se pasea por Europa mostrando sus habilidades. El instituto de Tarragona que cuenta con más cursos dedicados a la modalidad de Formación Profesional Dual vuelve a competir en la Shell Eco-Marathon, la competición de eficiencia energética de prototipos en diferentes categorías. Acuden con su vehículo Eleco, el resultado del trabajo y la sincronización de todas las familias profesionales del centro.

Después de ser en dos ocasiones diferentes el único equipo de Catalunya que ha participado en esta convocatoria celebrada en Rotterdam, este 2016 el vehículo vuelve a tomar parte en la competición. Se celebrará del 27 de junio al 4 de julio en Londres y valora la efectividad de los vehículos pero también la implicación de los centros que participan y la cohesión de los diferentes grupos de estudiantes.

Y, al menos en este segundo campo, el Pere Martell está sobradamente preparado: el Eleco Team es un equipo formado por todos los grupos profesionales del instituto, que desde hace cerca de cuatro años trabajan juntos para elaborar este prototipo. Así, el vehículo del instituto está íntegramente fabricado por los alumnos de las distintas modalidades de Formación Profesional del centro, a excepción de las ruedas, el motor y las baterías, los únicos elementos que se han comprado a proveedores externos.

“Es un trabajo de todos y los alumnos están muy orgullosos. De hecho, después de un tiempo de duro trabajo ya no somos profesores y alumnos, sino un equipo que trabaja junto para conseguir un único objetivo”, apunta Jose Fresneda, profesor de los estudios de Automoción y team manager del equipo. Comenta que, desde el primer vehículo hasta la última versión del proyecto, han participado tres generaciones de alumnos del centro educativo. “Hemos trabajado juntos muchas horas y hemos creado un vínculo que va más allá de la relación entre profesor y alumno, para convertirnos en compañeros”, reitera.

Los estudiantes también se muestran muy satisfechos con la experiencia. “Lo más bonito no es conseguir éxito, que también, sino trabajar en equipo y que cada uno tenga un trabajo asignado; es muy gratificante ver que tus conocimientos se aplican a la realidad”, destaca Joan Sala, uno de los alumnos de Automoción y el encargado del cuidado del chasis y la dirección del vehículo.

El director del centro, Àngel Miquel, valora especialmente la confluencia de conocimientos distintos en un solo prototipo. “Tanto la chapa como la estructura metálica, la soldadura y los recubrimientos de madera están elaborados por los alumnos”, detalla. Y precisa que hasta las reproducciones de los logotipos de las empresas patrocinadoras y colaboradoras “han sido elaboradas con todo detalle por los alumnos de Artes Gráficas”.

El futuro del coche eléctrico

Proyectos como el del Pere Martell muestran como cada vez hay más experiencias de ensayo con coches totalmente eléctricos. ¿Es esta una opción de futuro a corto plazo? “Puede serlo siempre que hagamos los deberes para redefinir nuestro uso del coche”, apunta Fresneda, que destaca que “no puede ser que necesitemos un coche que pesa 2.000 kilos para transportar a una sola persona que pesa únicamente 50 kilos” y apunta que, en el futuro, la industria debe apostar por coches más ligeros y por un cambio de actitud de los conductores. “Podemos hacer desplazamientos más cortos con el coche eléctrico y alquilar un vehículo de consumo convencional para trayectos más largos, de 500 o más kilómetros”, remarca.

La formación dual, una ventana para la inserción laboral

La elaboración del vehículo implica a muchos alumnos que participan en el Eleco Team y que cursan alguno de los cuatro cursos de Formación Profesional Dual del centro. Con ocho cursos de esta categoría, el año que viene este instituto será el centro de las comarcas de Tarragona con más opciones de este tipo de aprendizaje, que combina la enseñanza teórica con prácticas en empresa y un puesto de trabajo real y remunerado en una empresa. “Lo mejor de esta opción es que puedes combinar la teoría con la práctica, que aprendes las ideas y conceptos con toda claridad y que los ves aplicados en el mundo profesional”, apunta Joan Sala, uno de los alumnos del Automoción del Pere Martell que participa en el proyecto Eleco.

Y no es el único que ve las ventajas de la FP Dual, ya que la demanda de este tipo de estudios no deja de crecer y, según datos de la Generalitat de Catalunya, en las seis comarcas del Camp de Tarragona ya se ofrecen 620 plazas, 210 de los cuales se han estrenado este curso académico. En conjunto, las empresas del sector químico son las que ofrecen más plazas destinadas a este tipo de estudiantes. Por ejemplo, las instalaciones de Repsol y Dow Chemical en Tarragona ofrecen 25 puestos y BASF dispone de 20 vacantes para alumnos de esta modalidad.

“Nuestra filosofía es sentarnos junto a las empresas para detectar sus necesidades reales antes de programar un curso nuevo”, apunta el director del IES Pere Martell, Àngel Miquel, que destaca que el porcentaje de inserción laboral en muchos de los planes de formación dual “es del 100%” y que en algunos casos, como en los ciclos formativos de mantenimiento industrial, “hay más demanda de empresas que alumnos apuntados”. El curso que viene el centro ofrecerá programas de formación dual centrados en la electricidad y la electrónica, entre otros.

Fuente: La vanguardia

#eléctrico

GRUDILEC

CATEGORIAS

DESTACADOS

TAGS

No hay tags aún.